misión del auxilio maltés

La Fundación Auxilio Maltés se ocupa desde 1996 de la rehabilitación de enfermos respiratorios crónicos de escasos recursos, sobre todo de los oxígeno-dependientes, quienes deben estar conectados a un cilindro de oxígeno a través de una naricera para poder respirar normalmente.

La primera labor del Auxilio Maltés fue la creación de un programa de Atención Respiratoria Domiciliaria para los niños del Hospital Exequiel González (comuna de San Miguel, Santiago).

 

Consistía en facilitar equipos de oxígeno-terapia portátiles a los niños, para que pudieran salir del hospital  y reinsertarse en sus familias. También se les trasladaba diariamente al hospital para hacerse los tratamientos de rehabilitación correspondientes. El programa fue un éxito ya que el 60% de los niños ya se daban de alta al año.

 

Así comenzó la larga trayectoria de la Fundación. Si bien hoy su labor principal aún consiste en la rehabilitación de enfermos crónicos, sobre todo respiratorios, se ha ampliado la ayuda a los ancianos, a los operativos médicos en zonas apartadas, a la entrega de insumos para cubrir las necesidades básicas de las personas vulnerables (material médico, leña, etc.) y socorro a las víctimas en caso de catástrofes naturales. Hoy, estamos presentes en Santiago, Chépica, Concepción, Loncoche, Villarrica y Liquiñe.

 

historia de la orden de malta

Nacida en 1048, la Orden de Malta es el más antiguo de los grandes organismos caritativos católicos de nuestra época. Comenzó cuando el Beato Gerardo fundó un hospital en Jerusalén, consagrado a San Juan Bautista, para atender a los peregrinos que habían sido heridos en el camino. Junto a su actividad hospitalaria algunos de ellos tomaron las armas para defender a los peregrinos de sus asaltantes.

Tras la caída de Jerusalén en 1187, la comunidad se instaló en Acre, luego en Chipre y posteriormente en la isla griega de Rodas.

Famosos por tener los mejores hospitales de la época y por ser los "defensores de la cristiandad", se mantuvieron en Rodas hasta el último gigantesco asedio otomano que los expulsó en 1522. Carlos V los instaló en la Isla de Malta -de la que tomaron su actual nombre- y donde mantuvieron como siempre hospitales ejemplares. La poderosa flota de la Orden participó en la destrucción definitiva del poderío otomano en el Mediterráneo en la Batalla de Lepanto en 1571. Tras ser expulsados de Malta por Napoleón en 1798, los Caballeros se establecieron en Roma.

Hoy sus 13.500 miembros y 80.000 voluntarios, repartidos en “asociaciones nacionales" y en distintas “fundaciones”, mantienen viva en más de 120 países su misión: la defensa de la fe y la ayuda al necesitado.

La Fundación Auxilio Maltés fue creada en Chile por la Asociación Chilena de la Orden de Malta.

 

nuestro directorio

Presidenta :

Alexandra de Habsburgo de Riesle

Vicepresidente :

Ricardo Lessmann Cifuentes

Tesorero :

Alfonso Larraín Santa María

Secretario:

Gonzalo Martino González

Directores : 

Juan Manuel Casanueva Préndez

Juan Eduardo Ibáñez Walker

Jorge Rojas Zegers

 

nuestro equipo

Jorge Espinoza Bardavid

Director Ejecutivo

Ana Eugenia Martínez Roca

Área Proyectos

Constanza Riesle de Habsburgo

Área Eventos y Hospitales

Andrés Hurtado Denegri

Área Capacitación

Claudia Urrutia Orellana

Área Administración

Silvia Cubillos Portus

Área Captación de Recursos

Susana Méndez González

Área Captación

de Recursos

Vivian Vallés Tapia

Área Captación

de Recursos

Asesorías externas:

Cecilia Piderit Bórquez

Verónica Griffin Barros

  • White Twitter Icon
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram